Madeira

Famosa por el vino homónimo, Madeira es un archipiélago de islas maravillosas con un clima templado a las que se llega fácilmente desde Lisboa con un vuelo directo.

Si no tenéis suficiente con las maravillosas playas de la costa portuguesa, podéis continuar vuestras vacaciones en Lisboa con una agradable desviación a Madeira, un archipiélago de islas volcánicas en el Océano Atlántico a unos 500 km de la costa africana.

Dominadas por el intenso azul del mar y por el verde esmeralda de la espesa vegetación y dotadas de un clima templado durante todo el año, estas islas representan una alternativa más que aceptable a las más famosas y turísticas Islas Canarias.

Madeira y Porto Santo

La isla principal es la que da nombre al archipiélago, Madeira, inmortalizada en una fabulosa secuencia cinematográfica de los años cincuenta: una estupenda Romy Scheineder, en el papel de la romántica Sissi convertida en emperatriz de Austria, camina por una terraza con vistas al mar, adornada con una profusión de flores. Este encanto ya no está reservado sólo a nobles y ricos burgueses: hoy en día la extraordinaria belleza de la isla de Madeira está al alcance de todos.

Un clima templado durante todo el año, el mar azul, la abundancia de flores tropicales, el bosque de laurisilva más grande del mundo declarado patrimonio de la humanidad de la UNESCO hacen de Madeira un destino paradisíaco para los amantes de la naturaleza. Quien haya alquilado un coche podrá recorrerla de arriba a abajo en busca de los puntos panorámicos más románticos; los que prefieran unas vacaciones más activas tendrán mucho donde elegir: la isla está atravesada por numerosos senderos inmersos en la naturaleza. Funchal, la capital de la isla, es una ciudad agradable para visitar.

El producto más famoso de la isla es el vino de Madeira, un vino licoroso apreciado en todo el mundo cuyo particular método de fermentación fue descubierto al azar.

La segunda isla habitada del archipiélago es Porto Santo, caracterizada por largas playas de arena al sur y promontorios rocosos al norte. En Vila Baleira, la ciudad principal de la isla, todavía hoy se puede visitar la casa de Cristóbal Colón.

Las otras cinco islas del archipiélago, agrupadas en Desertas y Selvagens, están deshabitadas.

Cuándo ir

Madeira se caracteriza por un clima templado, con temperaturas que oscilan entre los + 16 / + 18 ° C en invierno y los + 24 / + 25 ° C en verano. Por ello se puede visitar en cualquier época del año, pero si os gusta el vino os recomendamos ir durante el mes de septiembre: en este mes se celebra la fiesta de la vendimia del vino de Madeira, una gran celebración de uno de los productos más emblemáticos de la isla.

Cómo llegar a Madeira desde Lisboa

La isla de Madeira está bien conectada con el resto de Portugal:  desde Lisboa, así como desde otras ciudades portuguesas, hay vuelos directos de diferentes compañías (como la línea aérea nacional TAP Portugal, Azores Airlines y la low-cost EasyJet) que en poco más de hora y media os llevará a vuestro destino.

La isla de Porto Santo también está conectada con Lisboa mediante vuelos directos que duran una hora y 40 minutos.

Mapa

¿Buscas un alojamiento en Madeira?

Pulse aquí para ver todos los alojamientos disponibles en Madeira
Mostrarme precios