São Jorge

Sao Jorge es una de las islas más hermosas que componen el archipiélago de las Azores, gracias a su combinación única de patrimonio histórico y natural.

São Jorge es una de las más verdes de todas las Azores: es por lo tanto un destino perfecto para los que buscan pasar unas vacaciones de playa en contacto con la naturaleza.

La isla es larga y estrecha: tiene una longitud de 54 kilómetros, en contraposición a una anchura máxima de sólo 7 kilómetros, y es parte del Grupo Central de las Azores, además de formar uno de los vértices de las llamadas “islas del triángulo” junto con Faial y Pico.

La mejor época para visitar Sao Jorge es entre abril y octubre; al principio de la primavera, entre abril y mayo, se puede asistir a las migraciones de algunos animales, incluyendo la ballena azul.

Sao Jorge se llama la isla de las fajãs, llanuras distintivas de las Azores originadas por desprendimientos o corrimientos de tierra. Hay más de 40 en la isla, algunas de las cuales se pueden alcanzar sólo a pie; los senderos son una de las mejores maneras de conocer la isla y su naturaleza. Hay recorridos de varias dificultades y también se puede solicitar la ayuda de guías especializados.

Cómo llegar a São Jorge

La forma más rápida de llegar a la isla de Sao Jorge es el avión. El pequeño aeropuerto, que abrió en 1989 y está situado en las inmediaciones de Velas, es utilizado exclusivamente por la compañía SATA Air Acores, que ofrece vuelos desde y hacia Terceira y Ponta Delgada.

Además si os encontráis en otra isla y decidís acercaros a Sao Jorge, también podéis optar por una solución más barata, el barco. El puerto principal de la isla es Velas: desde aquí salen ferris para casi todas las demás islas del archipiélago: Pico y Faial son de fácil acceso, mientras que para las otras hay que tener en cuenta un viaje un poco más largo.

Cómo moverse

En la isla todavía es muy difícil moverse con el transporte público, ya que se utiliza poco y no está muy desarrollado, es incluso casi inexistente en el interior.

La única solución para explorar a lo largo y ancho Sao Jorge sin límites es alquilar un coche. En la isla hay muy pocos, por lo que es recomendable reservar con antelación antes de la salida a través de Internet.

Las personas deportistas que les gusta estar en contacto con la naturaleza podrían también pensar en alquilar una bicicleta: de esta forma os sumergiréis en la naturaleza al aire libre, y es la manera más barata de explorar la isla.

Dónde alojarse en São Jorge

Sao Jorge tiene una forma alargada y estrecha: por eso es aconsejable alojarse en el centro de la isla para no correr el riesgo de estar demasiado lejos de otras zonas interesantes.

La mayoría de los visitantes deciden alojarse en la capital de Velas, donde hay una buena selección de hoteles y casas de huéspedes. Fuera de Velas, la gama de estructuras disponibles es bastante limitada.

  • Hotel São Jorge Garden: uno de los hoteles mejor equipados de la isla, con piscina, pista de tenis, jardines y habitaciones bien amuebladas con vistas al océano, y un bar con terraza panorámica.
  • Quinta do Canavial: en un entorno de rara belleza, en una colina sobre una bahía y rodeado de siete hectáreas de jardín, se alza esta casa del siglo XIX. En su tiempo pertenecía a una de las familias más ilustres de la isla.
hotelHoteles en São Jorge

Qué ver en São Jorge

Explorando la isla de São Jorge se puede observar el territorio, dividido en pequeñas parcelas para la agricultura de subsistencia. Son interesantes las típicas casas de piedra con ventanas de tres guillotinas, tarde o temprano será fácil tropezarse con los cables de acero utilizados para transportar la madera de las llanuras a la costa.

Le Fajas de Sao Jorge

Pero también se puede admirar la belleza de la Fajã da Caldeira do Santo Cristo, uno de los lugares más bellos de la isla, una laguna natural seleccionada como Reserva Natural y Zona Ecológica, donde se pueden recoger almejas. No os perdáis la Fajã dos Cubres, donde hay un lago de agua cristalina y la Fajã do Ouvidor, con sus magníficas piscinas naturales.

Ilhéu dos Rosais y Ilhéu do Topo

Sao Jorge además cuenta con dos islotes: Ilhéu dos Rosais y, en el extremo oriental de la isla, Ilhéu do Topo, una zona elegida por numerosas especies de aves marinas para anidar. Aquí nacen flores endémicas de las Azores y es por ello que han sido declarados Reserva Natural.

A sólo 1 km de distancia del islote de Topo surge un antiguo pueblo pesquero llamado O Topo, que se distingue por un pequeño puerto junto a un faro.

Parque Natural Florestal da Silveira

También hay que visitar el Parque Natural Florestal da Silveira, muy frecuentado por las familias con niños, ya que se puede pasear a pie por los numerosos senderos para llegar a algunos lugares panorámicos desde donde se puede admirar la isla desde las alturas. También hay una zona de picnic para relajarse después de la caminata.

Pico da Esperança

El Pico da Esperança es el punto más alto de la isla, desde el que se puede disfrutar de una vista panorámica inolvidable de toda Sao Jorge y de las cercanas Pico, Graciosa, Terceira y Faial.

Las fábricas

En Sao Jorge hay dos fábricas que dan trabajo a los habitantes de la isla y al mismo tiempo son excelentes oportunidades para ponerse en contacto con la realidad local.

  • Fábrica del Atún: situada en Calhetas, es una de las mayores actividades comerciales de la isla. El atún producido es de una calidad altísima y se exporta tanto a Europa como a Canadá.
  • Fábrica del Queso: el Queijo de Sao Jorge es el queso más famoso de las Azores, sólo hay que pensar que en la isla viven 10.000 habitantes y hay el doble de vacas. Después de haber visitado la fábrica, es prácticamente obligatorio probar este manjar.

Las ciudades

Sao Jorge no tiene grandes ciudades, sino sólo pequeños pueblos y centros habitados. Sin embargo, dos de estos son definitivamente más grandes y más interesantes: Velas y Calheta.

Velas

Fundada en 1460, es la capital de la isla. Desde su puerto, bien protegido de la intemperie, salen los ferris hacia las otras islas.

Se puede visitar la iglesia Matriz de Sao Jorge y la iglesia de Santa Bárbara, mientras que en la zona también se puede ver la Torre da Urzelina, los restos de un antiquísimo campanario de una iglesia destruida por la erupción volcánica de 1808.

Para los que van a la caza de suvenires, es imprescindible comprar una Manta de Sao Jorge, cubiertas de colores brillantes y hechas a mano, utilizando todavía las técnicas antiguas.

Calheta

Es una pequeña ciudad en la costa, donde las casas blancas contrastan fuertemente con las rocas negras. En Calheta se pueden visitar las iglesias locales y el interesante Museo Regional.

Las playas

Como muchas de las islas de las Azores, tampoco Sao Jorge es realmente un destino de playa. Aunque está rodeada por el Océano Atlántico, es un destino a elegir especialmente para admirar una naturaleza virgen, con paisajes fabulosos y vistas de postal.

Sin embargo, los amantes del mar no podrán dejar de desear pasar unas horas tumbados al sol, por lo que aquí está la lista de las mejores playas de Sao Jorge.

  • Fajã da Queimada, en Velas.
  • Poça dos Frades, en Velas.
  • Fajã das Almas, en Calheta.
  • Fajã de Santo Cristo, en Calheta.
  • Fajã de São João, en Calheta.

Fiestas y celebraciones

La fiesta principal que se celebra en São Jorge es la fiesta del Espíritu Santo, que comienza con la coronación de un “emperador”. Durante 8 días consecutivos la isla se viste de fiesta y culmina con un rico buffet con mucha música y juglares.

En la primera semana de julio, se celebra en Velas la semana de la cultura. Calheta en cambio, la celebra la segunda semana de julio, con música, teatro, exposiciones, conferencias y artistas nacionales e internacionales.

La fiesta del Santo Cristo se celebra en la Faja del Santo Cristo el primer domingo de septiembre. Es un festival alegre con fuegos artificiales coloridos y música en directo, que son el marco de una ceremonia religiosa solemne.

Mapa

Alojamientos São Jorge

¿Buscas un alojamiento en São Jorge?

Pulse aquí para ver todos los alojamientos disponibles en São Jorge
Mostrarme precios